por Laura Tomé

CÓMO PREVENIR EL CONSUMO DE DROGAS

Tabla de contenidos

Es una realidad que las drogas forman parte de nuestras vidas. Nuestros hijos van a recibir mensajes contradictorios en relación a ellas. Por un lado, encontrarán en la televisión, colegio, adultos mensajes que tratan de prevenirlas. Pero, por otro, recibirán mensajes de amigos animando y destacando experiencias positivas con respecto a su consumo. Parece que los mensajes como: «las drogas hacen mucho daño», «no las pruebes que son muy malas», son insuficientes la mayoría de las veces. Entonces, ¿Qué podemos hacer? ¿Cómo podemos prevenir el consumo de drogas?

Pautas generales para prevenir el consumo de drogas

  • No exagerar al intentar meterle miedo. Esto acaba resultando ineficaz. La información que transmitamos deberá ser siempre veraz.
  • Favorecer espacios para abordar este tema. Es igual de contraproducente estar todo el día hablando de drogas, como hablarlo en un día y ya está. Encontrar un equilibrio.
  • Ajustar lo que queramos transmitir a su edad.
  • Fomentar una conversación. Esto significa que ambas partes participan, evitando así charlas magistrales sobre el tema.
  • Escuchar a nuestro hijo, sus opiniones. Es posible que no nos guste lo que dice y que genere miedos y preocupaciones. En estos casos, sabiendo cómo piensa nos ayudará a entender cómo puede actuar. Evitar confrontaciones.
  • Estar documentados de fuentes adecuadas sobre el tema. La desinformación lleva a decisiones equivocadas, conductas erróneas etc.

¿Cómo actuar como padre ante las drogas?

Los padres somos agentes preventivos. Cómo podemos proteger a nuestros hijos:

  • Evitar conductas tolerantes sobre el consumo de drogas. Pueden interpretar la tolerancia como permiso.
  • No podemos evitar que nuestro hijo no consuma fuera de casa. Pero sí podemos prohibir cualquier tipo de consumo de puertas para adentro.
  • Hacer de modelos y no consumir ningún tipo de sustancia en su presencia.
  • No caer en el alarmismo, pero sí ser realista al informarle de los riesgos. De esta forma, será mas creíble y tendrá mayor impacto.
  • Hablar con nuestro hijo abiertamente sobre posibles situaciones que pueden surgir. Al abordar supuestas situaciones, se está preparando y tendrá mas herramientas para no caer en presiones.
  • Favorecer la comunicación padre/madre-hijo. Una forma de abrir estos canales de comunicación es contándole cosas sobre uno mismo. Así, se fomentarán espacios de mutua confianza.
  • Evitar posturas autoritarias. Son igual de contraproducentes como actitudes tolerantes. Encontrar un equilibrio.
  • Transmitirle el mensaje de apoyo incondicional, aun cuando no estemos de acuerdo. De esta manera, favorecemos que recurra a pedir ayuda.
  • Aprovechar espacios para hablar sobre el consumo de drogas. Un recurso es aprovechar noticias que salgan en la TV o redes sociales para abordar este área.
  • Fomentar hábitos beneficiosos y ofertar planes incompatibles con posibles consumos o exposición a situaciones de riesgo.
¿TE HA GUSTADO EL ARTÍCULO? COMPÁRTELO
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Email
Aquí tienes más artículos que podrían interesarte
Comentarios del artículo
Reserva tu cita informativa e
inicia nuevos caminos que te acerquen a tu bienestar